Empeña tu coche sin entregarlo: el aval que necesitas para solicitar un préstamo

 

Solicitar un crédito en una entidad bancaria suele ser un reto realmente complejo de superar. Estas instituciones tienden a pedir un alto volumen de papeles, como las nóminas y los avales, a los que muchas personas no tienen acceso. Sin embargo, en la actualidad, se han desarrollado modelos de financiación alternativos, que conviene tener en cuenta. Uno de los que más interés ha suscitado recientemente es la opción de empeñar un coche, sin entregarlo, a cambio de un crédito inmediato. Una gestión que se puede llevar a cabo por medio de internet y que ya cuenta con un amplio volumen de adeptos.

 

Por qué empeñar el coche como aval

Cuando tenemos que poner un aval a la hora de solicitar un crédito, pronto nos percatamos de lo complicado que es obtener el préstamo en cuestión. No obstante, en plena etapa de crisis económica, han surgido entidades como Ibancar, una empresa comprometida con simplificar este tipo de procedimientos a sus clientes, que nos permite empeñar coche sin entregarlo, es decir, lo ponemos como aval, pero lo podemos seguir utilizando a medida que vamos devolviendo el capital obtenido.

Estamos ante una de las opciones más satisfactorias en caso de necesitar liquidez urgente. Con este sistema podremos recibir hasta 6.000 € en tan solo 24 horas, siempre y cuando, el valor del vehículo sea proporcional a dicha cantidad. No obstante, la rapidez y la comodidad de hacerlo todo por internet, no son la razón principal que han llevado a Ibancar a lo más alto de este sector, sino el hecho de que el resto de las entidades obligan a sus clientes a dejar el coche en depósito o se debe pagar un renting. Una realidad que ha cambiado gracias a la confianza de esta compañía con respecto a quienes solicitan un préstamo en su página web.

Ni deshacerte del coche, ni dar una copia de las llaves, ni entregar la documentación original del vehículo: aquí todo es sencillez. De hecho, Ibancar va un paso más allá de lo esperado y ofrece servicios exclusivos a sus clientes, como es el caso de una revisión técnica anual de mantenimiento. Por fin, es irrelevante si pertenecemos a los listados de morosos como ASNEF o si carecemos de avalistas, lo único que necesitamos para recibir un ingreso inmediato, es un vehículo, el cual seguiremos utilizando como si la solicitud del crédito nunca hubiera ocurrido.

 

Pasos que debes seguir para empeñar el coche sin entregarlo

No suena nada mal este servicio de Ibancar, ¿verdad? Cada vez son más las personas que se animan a dar el salto a este tipo de entidades financieras y dejar de lado los bancos tradicionales. Sin embargo, para que todo salga a pedir de boca es fundamental que conozcas los pasos que vas a tener que seguir. Una serie de pautas que, tal y como hemos comentado anteriormente, puedes llevar a cabo directamente a través de internet.

El primer paso es rellenar el formulario, indicando la cantidad de dinero que necesitas y los datos básicos del vehículo. Acto seguido pasarás a una pantalla en la que te ofrecerán una propuesta del préstamo preaprobado, que también te llegará directamente al número de WhatsApp y al email. Una vez confirmes las condiciones de dicho crédito, tendrás que enviar toda tu documentación. Aquí deberás enviar cinco fotos del coche (delantera, trasera, laterales y cuentakilómetros), el DNI con foto selfie incluida por temas de seguridad, la ficha técnica y la última nómina. Pero no te preocupes, un agente estará a tu lado todo el tiempo, para resolver cualquier duda o inquietud que pueda surgir en el proceso.

Toda la documentación enviada se valida en el mismo día, para así poder elaborar el contrato. En cuanto lo hayas firmado, se procederá con la transferencia inmediata a la cuenta bancaria indicada, es decir, un préstamo en 24 horas que, en caso de que no puedas pagarlo en algún momento, Ibancar ofrece un servicio de venta del vehículo para que tu bienestar financiero quede transversalmente protegido.


No hay comentarios: